Sin categoría

Los adolescentes y el uso adictivo de los videojuegos

Son muchas las investigaciones que se han llevado a cabo con respecto a esta situación, de donde se han podido obtener datos como que un 38% de los chicos castellonenses se dedica a diario a jugar, en comparación con un 8,5% de chicas. Es posible que ahora mismo tu interés mas allá de solo estudiar y estar de lleno con tus estudios universitarios como en eae opiniones,  sea conocer los Videojuegos más vendidos en el 2020, pero veamos un poco de historia en los videojuegos que han hecho maravillas. Lo cierto es que podemos encontrar un total de 15,8 millones de personas que se dedican a este tipo de juegos en nuestro país de forma regular, cifra que supone que un 44% de la población española ha sucumbido al magnetismo de los juegos. Señala la Asociación Española del Videojuego (AEVI) que existe un número más significativo de jugadores que se ubican en la población infantil y adolescente, pero además se muestra una mayor frecuencia de este uso entre los chicos, que entre las féminas.

Antes tales cifras se han disparado las alertas y no por el videojuego, ya que este en si no es perjudicial, sino por la forma indiscriminada en la que se hace uso del mismo llegando al abuso y por la adicción al mismo. La AEVI pudo constatar para el 2017 que 12 millones de los jugadores españoles de videojuegos alcanzaron a reconocer que juegan con una periodicidad semanal, para lo cual invierten en ello una media de 6,6 horas.

Datos como los que suministra la Organización Mundial de la Salud (OMS), en donde se reconoce la adicción a los videojuegos como un trastorno mental, por lo que se sostiene que una minoría de jugadores puede llegar a desarrollar un uso adictivo de los videojuegos presentando una sintomatología que es similar a la adicción a las drogas, así lo señala Francisco Javier López Fernández, quien es becario predoctoral del equipo de personalidad y psicopatología de la Universitat Jaume de Castellón, quien ha basado su tesis en mostrar las causas y consecuencias psicosociales del uso patológico de videojuegos en adolescentes.

Para los que se dedican al estudio del análisis de las diversas psicopatologías que presentan los adolescentes, señalan que «tras realizar cuestionarios en una población de un millar de adolescentes de entre 12 y 17 años en un par de institutos de Castellón encontramos que un 72,54% de los mismos juega a los videojuegos, un porcentaje similar a otros territorios de nuestro país».

Sujetos en estos análisis, Fernández sugiere que casi un 40% de los adolescentes varones de Castellón a diario juegan, ante solo un 8,5% de adolescentes chicas. «Lo más preocupante es que un 5,5% de la muestra total de adolescentes que juegan podría ser categorizada como jugadores patológicos de videojuegos, porcentaje similar a otros resultados enfocados en adolescentes europeos», comenta López Fernández, quien también señala que la ansiedad social es la que predice el uso de forma patológica los videojuegos.

Así mismo, afirma que esa conducta problemática podría desarrollarse como un mecanismo para afrontar los problemas o dificultades sociales que se le presentan a los adolescentes, de no se puede dejar de mencionar que otros estudios, que también se ajustan a dichos resultados, sugieren que la baja competencia social cuenta como ese factor de riesgo para el desarrollo de adicción a los videojuegos.